Siguiendo el acuerdo tomado en la pasada Junta general de propietarios de fecha 27 de febrero de 2019, por el deterioro de las condiciones de limpieza que estaba teniendo el edificio, la presidenta de la comunidad dio orden de rescisión del contrato de la empresa de limpieza, siendo efectivo desde el pasado día 15 de abril de 2019.

Durante este tiempo se solicitaron presupuestos a dos empresas de limpieza, optándose por una de ellas que se ajustaba también al actual coste de la limpieza mensual. Siendo autorizado este presupuesto para que empezaran a limpiar el edificio desde el día 16 de abril de 2019, el pasado día 09 de abril la empresa adjudicataria renunció a su oferta para realizar la limpieza y mantenimiento del edificio.

Por esta causa, se ha abierto un nuevo periodo de recepción de ofertas de 2 empresas más de limpieza, estando pendiente de recepción de sus ofertas para poder decidir sobre una de ellas. Este es el motivo por el cual desde el día 15 de abril no se ha limpiado el edificio, durando esta situación hasta que se contrate nueva empresa que desempeñe el trabajo.

En cuanto se reciban las ofertas las presidenta decidirá sobre una de ellas para poner nuevamente en funcionamiento el servicio de limpieza del edificio.

El administrador de la comunidad.